• Seguimiento periódico a las cuentas por cobrar.
  • Sistemas de recaudo acorde a las necesidades del cliente.
  • Informes semanales de los estados de cartera con sus respectivas edades.
  • Generación mensual del anexo de cartera por edades para la determinación de la provisión de cartera de acuerdo con las políticas contables.
  • Comunicación y liquidación de intereses de mora.